Oración A San Cayetano Para Conseguir Empleo Urgente.

999

San Cayetano fue un sacerdote nacido en Italia, bajo el seno de una familia de dinero y criado en la fe cristiana. Cursó estudios y doctorado de teología en la universidad de Padua, se convirtió en un ágil escritor de letras apostólicas, era un hombre muy carismático se destacaba ayudando a todas aquellas personas necesitadas.

Su canonización fue en el año 1671 por el papa Clemente X. Nuestro querido San Cayetano, se distinguió por su esmero en la oración y la práctica de la compasión por el prójimo.

Oración A San Cayetano
San Cayetano

Parece que la mayoría de las oraciones comunes a San Cayetano, que se pueden encontrar hoy en día tienen su origen en los teatinos españoles. Estas oraciones, junto con la espiritualidad del Santo, estatuas y cuadros de él, fueron llevadas al “Nuevo Mundo” por los misioneros.

Todavía se utilizan hoy en día en países como México y Argentina, con ligeras variaciones con respecto a las utilizadas en España. La mayoría de los que presento aquí provienen de sitios web de habla hispana y traduje libre pero humildemente la idea principal al inglés mientras trataba de mantener la espiritualidad contenida dentro de mí. A continuación mostramos lista de oración a San Cayetano, usadas por la iglesia y sus fieles devotos.

Oración a San Cayetano para fortalecer la iglesia

San Cayetano, mientras observamos los problemas de nuestra Iglesia, ayúdanos a seguir amándola. Guíanos por pasos positivos que necesitamos dar para trabajar dentro de ella por la renovación.

Oh Dios, tú le diste el honor a San Cayetano la gracia de imitar la vida de los diferentes apóstoles, concédeme por su intercesión y ejemplo, la gracia de poner la confianza en Ti, y pedir los dones espirituales por medio de tu hijo Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

Oraciones a San Cayetano para protección

Mira hacia abajo, Señor y Santísimo Padre, desde tu morada celestial, sobre esta Oblea Santa que te ofrece a tu hijo y a nuestro Señor, por los pecados de sus hermanos, sé misericordioso a pesar de todos los males del mundo; escucha la voz de la sangre de tu Hijo Jesucristo, que te clama desde la Cruz; concédeme protección, Señor, mis necesidades por la intercesión de San Cayetano, el protector de nuestro pueblo, y trata conmigo de acuerdo a tu misericordia. Amén

Oraciones a San Cayetano para conseguir trabajo urgente

Oh glorioso San Cayetano, Padre de la Divina Providencia, no permitas que nuestros hogares carezcan de las necesidades básicas. Su mano liberal concederá nuestras peticiones a su debido tiempo.

Glorioso San Cayetano, concédeme lo que te pido (ayúdame a conseguir trabajo), intercede por mi ante Dios.

Glorioso San Cayetano aclamado por todos como padre de la Divina Providencia intercede por la ayuda, que te pido hazme el milagro, estoy aquí hoy ante ti, pidiéndote que presentes al Señor mi petición que con confianza deposito en tus manos. (ayúdame a conseguir trabajo.)

Que estas gracias que ahora pido me ayuden a buscar siempre el Reino de Dios y su justicia, sabiendo que Dios, que se viste con belleza de las flores del campo y alimenta abundantemente a los pájaros del cielo les dará todas las demás cosas. Amén.

Oración a San Cayetano para conseguir empleo urgente

¡¡Oh glorioso San Cayetano!! Padre excelente de la providencia, no permitas que me quede sin conseguir empleo, en mi casa ya está faltando del pan de cada día, por favor no dejes que mis hijos se queden sin ropa, sin alimento y sin educación, una limosna te pido en lo temporal y humano, concedeme lo que yo deseo.

¡¡Oh glorioso San Cayetano!! Providencia, ayúdame a conseguir empleo urgente. Glorioso San Cayetano, interceded por mí y mi familia ante la Divina Providencia. Amén

Oración a San Cayetano para ganar mucho dinero

Oh Dios, Protector de los que confían en ti y sin cuyo poder y gracia no existe nada bueno, derramas abundantemente tu misericordia sobre todos nosotros para que consigamos un trabajo que nos ayude a ganar dinero en abundancia, San Cayetano, utilicemos los bienes temporales en tal medida que no perdamos la gloria de la eternidad misma. Te lo pedimos por medio de nuestro Señor Jesucristo Amén.

Novena a San Cayetano:

La actual novena a San Cayetano esta escrita en italiano en un pequeño libro, del que se ha vendido muchísimas copias vía online.

Esta novena a San Cayetano, puede servir de gran ayuda cuando ya crees que no hay más esperanzas de conseguir empleo. También puedes rezarla pidiendo una gracia para otra persona. Al igual que las anteriores, rézala durante 9 días

Oración diaria

¡Oh! Dios omnipotente, tu que quisiste que nuestro San Cayetano confiara en tu santísima providencia y despreciara las cosas de la vida terrenal y lo enriqueciste con bienes espirituales espirituales, haz que aquellos que imploran las gracias de tu Divina Providencia sean ayudados en sus necesidades por la intercesión de San Cayetano. Te lo pedimos por medio de nuestro Señor Jesucristo. Amén.

Primer día

San Cayetano, tu que apreciaste tanto la práctica de la oración que tu vida giro alrededor de infinidades de oraciones, y a este beneficioso ejercicio dedicaste particularmente hasta ocho horas diarias; concédenos que estemos totalmente convencidos de que todo se alcanza a través de la oración y que nada se puede ganar sin ella y que todas nuestras oraciones serán vivas, fieles, reverente mente atentas, profundamente humildes, confiadas y perseverantemente inagotables. Amén.

(Concluya con la oración final).

Segundo día

Glorioso Protector San Cayetano, cuyo amor por Jesús en el Santísimo Sacramento te hizo levantarle hermosos templos, adornándolos con magnificencia, y exhortando a los fieles a recibir frecuentemente la Sagrada Eucaristía, enseñarnos a reverenciar el Santísimo Sacramento y a recibirlo modestamente para merecer la vida eterna. Amén.

(Concluya con la oración final).

Tercer día

Mi Gloriosa protectora San Cayetano, cuya singular devoción a María te hizo merecer su protección, particularmente en la hora de tu muerte cuando dulcemente dijo “Cayetano, ven conmigo, mi hijo te llama”, intercede ante esta Madre bondadosa a quien invocamos en todos los momentos de nuestra vida y así nos atenderá ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

(Concluya con la oración final).

Cuarto día

Glorioso protector San Cayetano, fiel defensor de la fe contra todo ataque de herejía, descubridor de lo que afligía a la Iglesia, haz que apreciemos el inestimable don de la fe, sin la cual es imposible agradar a Dios, y rechace con firmeza y rapidez todos los errores. Amén.

(Concluya con la oración final).

Quinto día

Oh, glorioso santo, has tomado tan en serio la virtud de la esperanza que has rechazado lo que el mundo te ofrecía y has puesto toda tu confianza en la Providencia de Dios para sostener tus comunidades. Haz que podamos vivir con la esperanza inquebrantable de que Dios, por los méritos de su Divino Hijo, nos dará la Vida Eterna junto con los medios para obtenerla, y que los bienes temporales terrenales nunca nos servirán de obstáculo para obtenerla. Amén.

(Concluya con la oración final).

Sexto día

San Cayetano mi protector, puedo ver tu pecho reventar con el amor de los demás y tu corazón salir a salvar a los pobres y a luchar contra el pecado. Te lo suplico, haz que amemos a Dios y al prójimo con todo nuestro corazón.

(Concluya con la oración final).

Séptimo día

Oh mi Glorioso Santo cuya profunda humildad te hizo renunciar a todos tus beneficios mundanos de tu sacerdocio, concédenos que Dios no deje de mirarnos a causa de nuestro orgullo, sino que merezcamos Sus misericordias a través de nuestra sincera humildad.

(Concluya con la oración final).

Octavo día

Mi querido San Cayetano tú que fuiste paciente y sufriste toda tu vida, especialmente durante el saqueo de Roma cuando los soldados extranjeros te torturaron, concédenos la paciencia para sufrir las adversidades de esta vida, ganando así nuestra corona gloriosa en el Cielo.

(Concluya con la oración final).

Noveno día

Mi Glorioso Protector San Cayetano, cuya perfecta castidad te hizo merecedor de María dándote a su Hijo Jesús para que lo tengas, concédenos que no manchemos nuestras almas con el pecado y que guardemos nuestra pureza con la mortificación cristiana.

(Concluya con la oración final).

Oración final:

Para obtener esta gracia y otras que queríamos obtener por intercesión de San Cayetano, ahora decimos tres “Padre nuestro” a la Santísima Trinidad. Luego se hace esta oración final compuesta por el mismo San Cayetano:

“Mira, Señor, desde tu santuario, desde tu morada en los cielos en lo alto, y he aquí esta sagrada Víctima que nuestro gran Sumo Sacerdote, tu Santo Hijo nuestro Señor Jesucristo, te ofrece por los pecados de sus hermanos, y sé apaciguado a pesar de la multitud de nuestras transgresiones.

He aquí, la voz de la Sangre de Jesús, nuestro Hermano, clama a ti desde la cruz. Escucha, Señor. Tranquilízate, Señor. Escucha, oh Dios mío, y no te demores por tu causa, porque tu nombre es invocado sobre esta ciudad y sobre tu pueblo, y trata con nosotros de acuerdo a tu misericordia. Amén.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here